Síndrome del Colon Irritable y Embarazo ¿Qué Tienen en Común?

El síndrome del Intestino irritable (SII), conocido comúnmente como colon irritable, es un conjunto de síntomas que básicamente consisten en un trastorno del normal funcionamiento del sistema gastrointestinal. No se trata de una enfermedad propiamente, tal como un resfriado, sino que se identifican una serie de signos como diarrea o estreñimiento, o una mezcla de ambos; flatulencias, irregularidades intestinales, dolor o malestar abdominal, etc.

El período de embarazo no incrementa las posibilidades de padecer de colon irritable, no obstante, sí se podría afirmar sin dudas que la mayor cantidad de casos de SII ocurren en la edad de fertilidad.

El colon irritable no sólo es una trastorno en el funcionamiento de los intestinos, también se trata de una condición que interfiere en la calidad de vida, reduciendo la productividad en el trabajo, desmejorando las relaciones sociales y generando frustraciones personales.

¿Qué Causa el SII?

Todavía se desconoce qué causa el síndrome del intestino irritable o colon espástico. Existen varias teorías que sugieren diferentes hipótesis, pero ninguna logra ser concluyente. Se cree que en las personas con SII los nervios del colon son hiperactivos.embarazo SII

No obstante, el estrés y las hormonas sexuales femeninas no pueden ser la causa del colon irritable, pero sí constituyen dos factores desencadenantes de la hiperactividad de los nervios en el colon.

Puede ocurrir que los antibióticos empleados para acabar con algunas bacterias en mujeres embarazadas pueden desbalancear el equilibrio del microsistema del intestino, lo cual podría acabar en un desencadenante más para el colon espástico. Completa la información con ¿Qué es el SII? <<<

¿Cómo Diagnosticar el SII?

Para un diagnosticar el SII los médicos empelan los criterios de Roma que son una serie de puntos que las personas deberían poseer para que se considere que tiene realmente un episodio de SII. Los criterios de Roma III sintéticamente establecen lo siguiente para poder diagnosticar el colon irritable:

  1. Aparición de síntomas por lo menos 6 meses antes del diagnóstico
  2. Dolor o molestia abdominal recurrente durante más de 3 días por mes durante los 3 meses previos
  3. Por lo menos dos de las siguientes características:
  • Mejora con la defecación
  • Asociación con un cambio de la frecuencia de materias fecales
  • Asociación con un cambio de las formas de las materias fecales

En el caso de las mujeres que recientemente dieron a luz, los médicos se colocan mucho más conservadores a la hora de diagnosticar un colon irritable. De hecho, es común esperar hasta por lo menos 6 meses luego del embarazo para que los cambios fisiológicos, metabólicos y anatómicos vuelvan a su estado original.

Colon Irritable y Embarazo

La mayoría de los pacientes que poseen colon irritable se sienten debilitados. Estos signos pueden presentarse, permanecer por un tiempo y luego cambiar completamente. Un estudio realizado por la World Journal of Gastroenterology detectó que los pacientes mujeres con SII con estreñimiento, tenían niveles altos de prolactina, una hormona que se asocia directamente con la producción de leche materna. Por lo cual, las mujeres que dan amamantar pueden experimentar un cambio de un SII predominantemente con diarrea a un SII predominantemente con estreñimiento o mixto.

¿Se puede Mejorar con la Dieta?

La dieta puede desempeñar un papel importante para mejorar los síntomas del colon irritable, aunque la comunidad científica se muestra un poco enfrentada en este punto.

Una de las medidas más importantes es incorporar paulatinamente más fibra a la dieta, lo cual se puede lograr por medio de suplementos de fibra o por el consumo de más y mayores cantidades de alimentos que poseen fibra como

  • Granos enteros,
  • Legumbres,
  • Frutas,
  • Verduras,
  • Etc.

Otra acción que favorece la mejoría de los síntomas del colon irritable es evitar los posibles alimentos que desfavorecen el trastorno digestivo. Entre ellos podemos mencionar

  • Alimentos grasosos,
  • Comidas abundantes,
  • Productos lácteos,
  • Chocolate,
  • Cafeína,
  • Alcohol,
  • Edulcorantes artificiales,
  • Refrescos carbonatados,
  • Etc.

    intolerancia a la fructosa

    Muchos pacientes con SII también presentan intolerancia a la fructosa.

Estrés

Otro punto de importancia para poner bajo control los signos del colon irritable es reducir los niveles de estrés. Es cierto que esto es algo difícil de lograr debido a que el estrés se vincula a situaciones cotidianas que son imposibles evitar, de hecho, las mujeres que son madres, en especial cuando se es por primera vez, se puede experimentar una sobrecarga asfixiante, tanto física como psíquica. En estos momentos es fundamental procurar reducir el estrés, controlarlo, comenzar a realizar actividades que sean un contrapunto para esas situaciones difíciles de sobrellevar como ejercicios, meditación, clases, talleres, cursos o cualquier alterativa que nos relaje.

Esto mejorará el colon irritable sin dudas, además de contribuir al bienestar general.

¿Los Medicamentos Influyen pueden ayudar al Colon Irritable?

La medicación también es algo que se tiene en cuenta a la hora de mejorar el síndrome del intestino irritable con estreñimiento. El estreñimiento es algo que puede presentarse con regularidad en mujeres que han tenido un niño recientemente. A su vez, a estas mujeres, en especial si fueron sometidas a una cesárea, se les sugiere que eviten cualquier clase de esfuerzo, incluso con la expulsión de las heces.

Existen muchos medicamentos de venta libre, tales como laxantes o antidiarreicos que se pueden recetar con seguridad a las mujeres luego de dar a luz, aun si estas mujeres se encuentran dando de amamantar a sus niños.

Lógicamente, jamás tomes un medicamento sin consultarle a tu médico si estás dando de amamantar a tu niño.

Conclusión

Aunque el síndrome del colon irritable no está asociado directamente con el embarazo, esta etapa de la vida de la mujer puede agravar los síntomas, al mismo tiempo que dificultar todavía más la recuperación. Si tienes SII no dudes en consultar con tu médico gastroenterólogo.

No obstante, si no quieres emplear medicamentos, sino que lo tuyo es algo natural, te sugiero, entonces, que leas el libro “Adiós Intestino Irritable” de Jack Palmer donde se explica cómo acabar con el Síndrome del Intestino Irritable de forma totalmente natural. AQUÍ Más Información <<<

 

Si te sirvió de ayuda este artículo, no olvides compartirlo en las redes sociales. Dale en Me Gusta, Comparte en Facebook, en Google + o twittéalo.

Mucha suerte!

Otros artículos de interés
Fuentes
Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario